Amor en Tiempos de Redes
Amor a Medias… Qué Pereza!

En honor a mis historias y a las historias de mis amigos que escucho a diario , he decidido escribir este post.

Amores mediocres… que pereza!

 

¿Qué pasa con nosotros que vamos a medias por la vida?

Puedo entender que nos hayamos vuelto mitad zombies y mitad humanos gracias a la tecnología y las redes sociales.

Entender que tengamos buen humor un día y queramos desaparecer al siguiente, ya que somos hormonales y cambiantes.

Pero NO puedo entender el amor a medias, no hay dibujo o relato que me haga estar de acuerdo con semejante atrocidad.

¿Desde cuándo se nos ocurrió que aceptar las condiciones que nos imponga la persona en cuestión está bien? Que eso nos haría parecer relajados o flexibles? 

¿Acaso dejamos de valer lo suficiente cómo par aceptar lo que buenamente nos quieran ofrecer?

No, claro que no! conformarnos con poco en el amor no es una opción, es desesperación.

Es aceptar que cualquier farsante te convenza de que están creando una historia, cuando lo único que estás creando es un dolor de cabeza.

Estamos hechos para ser amados por completo, con locura y sin límites

Con virtudes, con defectos, con el pelo arreglado y despeinados por las mañanas. Con intensidad y paz a la vez.

Estamos hechos para escribir historias reales, con personajes verdaderos y sentimientos inmensos. No para ser actores secundarios y aparecer solo en ciertas escenas.

El amor a medias no existe, es un invento para evitar enamorarse y llegar al cielo o caer al infierno según corresponda.

El amor a medias es la llamada que llega un día sí y al otro no. Es el mensaje que se queda en “leído” sin respuesta, y la cita postergada porque había algo más importante que hacer.

Es tener más de una opción por si alguien falla, es no apostar por nadie más que uno mismo, y poner un candado en el corazón para no perder primero.

Es ocultar las cosas que a los demás no les gusta, aceptar reglas de juegos que no quieres jugar, o tener una relación que te aporta 70% de tristeza y  un 30% de felicidad, pero que aparentas un 100% de estar de acuerdo porque peor es nada.

Definitivamente me da pereza. Amor a medias no es amor, me rehúso.

El amor perfecto no existe, pero si existen quienes llegan a hacer la perfección en nuestra vida. Lo he vivido yo, lo has vivido tú, lo hemos vivido todos. 

No aceptemos menos de lo que valemos, no rebajemos el amor a algo parecido. Muchas veces perderemos piezas valiosas, pero también recogeremos otras en el camino, y así será hasta encontrar la pieza adecuada. No lo reemplaces con las piezas equivocadas.

No te preguntes si la situación cambiará. Si no te hace feliz, no te llena o te lastima, no es amor, huye de ahí!

Nadie debería enamorarse de alguien que no es capaz de apostar por uno, o que después de cierto tiempo siga dudando si eres la persona correcta. Deberíamos enamorarnos de quienes nos hacen sentir mejores personas, nos llenan de sonrisas infinitas y de pálpitos en el corazón.

Mi padre solía decir que el amor es como una lotería en el que muchas veces no te ganas ni el reintegro, pero aún así hay que apostar.

Mi madre solía decir que el que quiere puede, que lo demás son excusas.

!cuánta razón tenían! ellos sabían muy bien que el amor a medias es una etapa por la que todos debemos pasar, pero en la que jamás nos debemos quedar.

Lo cierto es que el amor real te llega a corazón no al whatsapp, y lo reconocerás. Así que la próxima vez que dudes, te sientas infeliz, o te pongan como segunda opción, sal de ahí, no es amor.

Y perder tiempo y energía en historias mediocres… que pereza.

Catalina Carvajal
posts 28
words/post 659
media 290
comments 17
visits 16973

Leave a Comment

Name*
Email*
Website